Ex técnico de la CIA destapó escándalo de espionaje del gobierno de Obama

 

Edward Snowden no tiene miedo a lo que pueda ocurrirle, pese al juicio contra el soldado Bradley Manning, fuente de las filtraciones de WikiLeaks.Un joven estadunidense de 29 años llamado Edward Snowden, ex técnico de la CIA que trabajó para la Agencia Nacional de Inteligencia (NSA) de EU, reveló ayer, voluntariamente, que él es la fuente utilizada por los diarios The Guardian y The Washington Post, que la semana pasada revelaron dos programas de espionaje, usados en secreto por el gobierno de Barack Obama, y que le permite consultar a diario registros de millones de llamadas telefónicas en Estados Unidos, así como extraer información de usuarios de Microsoft, Facebook, Google o Apple, con la connivencia de estos servidores de gigantes de internet.

“La NSA ha construido una infraestructura secreta que le permite interceptar prácticamente cualquier tipo de comunicación. Con estas técnicas la mayoría de las comunicaciones humanas se almacenan sin un objetivo determinado”, explica Snowden a The Guardian.

Snowden, quien actualmente se encuentra en Hong Kong, trabajó durante cuatro años para la NSA como empleado de varias compañías adjudicatarias de contratos del Pentágono, la última de ellas Booz Allen Hamilton, desde la que tuvo acceso a la información secreta.

El joven ha estado desde que tenía 19 años relacionado con la inteligencia estadounidense, primero como ingeniero informático de la CIA, basado en Ginebra, y después como consultor en varias empresas externas de defensa que colaboran con la NSA, según reveló él mismo al diario londinense.

“No he hecho nada malo”. The Guardian señaló que decidió divulgar su identidad por deseo expreso de Snowden, quien cree que no ha hecho “nada malo” y no tiene miedo a lo que pueda ocurrirle, pese al juicio contra el soldado Bradley Manning, fuente de las filtraciones de WikiLeaks.

“Lo hice porque no puedo permitir que Estados Unidos destruya las libertades. Espero que genere debate entre los ciudadanos de todo el globo sobre el tipo de mundo en el que quieren vivir”.

“Mi única motivación es informar al público de lo que han hecho en su nombre y lo que se hace en su contra”, agregó.

Tras estallar el escándalo la semana pasada, la Casa Blanca de inmediato se defendió, alegando que, gracias a este ciberespionaje “se han evitado atentados terroristas”, y subrayando que lo que hizo es legal, ya que se rescató una ley firmada por el anterior mandatario, el republicano George W. Bush, cuando declaró su guerra al terrorismo global.

Asilo. Tras desvelar su identidad, Snowden anunció en entrevista a “The Washintgon Post” que no tiene intención de regresar a Estados Unidos y que va a pedir asilo.

“Tengo la intención de pedir asilo a cualquier país que crea en la libertad de expresión y se oponga a que la privacidad global sea la víctima”, indicó desde Hong Kong.

Snowden aseguró al “Post” que no se va a ocultar y señaló que “permitir que el Gobierno estadounidense intimide a su pueblo con amenazas de represalias por revelar malas acciones es lo opuesto al interés público”.

“En shock”. La empresa Booz Allen confirmó en un comunicado que Snowden ha trabajado para ellos menos de 3 meses y que la empresa cooperará con las autoridades en la investigación.

“La noticia de que esta persona se ha atribuido la filtración de información clasificada nos ha dejado en shock, si esto es verdad supone una grave violación de nuestro código de conducta”, afirmó la empresa.

Snowden explicó que no se arrepiente de haber filtrado la información clasificada “alto secreto” y cree que las filtraciones han hecho que los estadounidenses ahora entiendan “que tienen el poder de decidir por ellos mismo si están dispuestos a ceder su privacidad a un estado de vigilancia constante”.

Por su parte, el presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, el republicano Mike Rogers, tachó las filtraciones de “muy peligrosas” y aseguró que han podido costar la vida de muchos estadounidenses. Su homóloga en el Senado, la demócrata Dianne Feinstein, aseguró que apoyará la decisión de Clapper de procesar al responsable de desvelar la información a la prensa.

 Fuente

__________

NOTA: Los interesados en información sobre contrato de soporte Asistencia Tecnica de SATINFO y/o licencia de uso/actualizaciones de sus utilidades, contacten con info@satinfo.es
__________

Este blog no se hace responsable de las opiniones y comentarios de los textos en los que se cita la Fuente, ofreciendo su contenido solo para facilitar el acceso a la información del mismo.

Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada mediante el canal RSS 2.0. Los comentarios y los pings están cerrados.

Los comentarios están cerrados.