Top de Recomendaciones de Seguridad de ESET para la protección preventiva de Smartphones y nuestra información personal

Con un total de 297 millones de unidades de Smartphones vendidos el pasado año, con una tasa de crecimiento del 72% con respecto a 2009, según Gartner, los teléfonos inteligentes se están convirtiendo en la herramienta imprescindible para uso tanto personal como profesional. Cada vez somos más los usuarios que los utilizamos no solo para el uso de la telefonía en sí, sino como unidad de almacenamiento de la información imprescindible que necesitamos llevar siempre con nosotros y para la realización de transacciones online, como consultas bancarias, compras, pago por móvil (que se comienza a popularizar en nuestro país), etc.

A la situación actual del cibercrimen online, que sigue creciendo año tras año y que utiliza cada vez más vectores de infección para llegar a más víctimas de las que conseguir un beneficio económico, ahora se une el riesgo asociado a la pérdida o al robo del dispositivo móvil, y, por lo tanto, a la posibilidad de acceso a toda nuestra información a través de este. Esta circunstancia se agrava, de manera exponencial, durante los períodos vacacionales, ya que es más frecuente el olvido del teléfono en bares, restaurantes, taxis u otros medios de transporte, etc.

Así se publica el Top de Recomendaciones de Seguridad para dispositivos móviles, que ayudará a solventar cualquier amenaza y/o problema derivado de su pérdida o robo.

1. Proteger el acceso a nuestro Smartphone. Como prevención en caso de que nuestro Smartphone pueda caer en manos indeseables, la primera recomendación es no solo permitir el acceso a los servicios mediante la activación de la tarjeta SIM por PIN, sino el establecimiento de otra contraseña de seguridad para el desbloqueo del terminal, si éste lo admite.

2. Activar las conexiones Bluetooth, Infrarrojos y Wi-Fi sólo cuando se vayan a utilizar. La mayoría de los españoles las llevamos permanentemente activadas, y no solo consumen más rápidamente la batería, sino que pueden ser puertas abiertas para posibles atacantes. Activarlas solamente cuando vayamos a utilizarlas y blindar el acceso con contraseña son dos buenas prácticas que nos ahorrarán disgustos.

3. Cuidado con las tarjetas de memoria. No sería la primera vez que las tarjetas de memoria que utilizamos en nuestros dispositivos móviles están infectadas. Un buen escaneo con el antivirus del ordenador, o desde la aplicación de seguridad que podamos tener instalada en nuestro Smartphone, nos ayudará a prevenir sucesivas infecciones.

4. Atención a las aplicaciones. Investigar nuevas aplicaciones es una afición que nos entretiene a todos, especialmente en período vacacional, que es cuando tenemos más tiempo. Sin embargo, las que descargamos desde sitios no oficiales (en su mayoría gratuitas) y no certificadas por los fabricantes pueden contener malware u otro tipo de amenaza e incluso pueden derivar en un malfuncionamiento generalizado del terminal. Busquemos, por lo tanto, siempre aplicaciones desde sitios de confianza u oficiales y que estén siempre certificadas por el fabricante.

5. Mensajes SMS o MMS no solicitados. No es una práctica tremendamente extendida, pero de vez en cuando recibimos mensajes de texto o bien multimedia de fuentes que desconocemos que nos invitan a descargar algo, o a visitar una URL, por ejemplo. En ningún caso es recomendable seguir estos enlaces si vienen de una fuente desconocida o aluden a un servicio no solicitado. Un buen software antivirus instalado en el Smartphone también nos ayudará a detectar este tipo de amenazas.

6. Servicios web con contraseña. Si accedemos desde nuestro Smartphone a servicios web que requieren contraseña, recordemos siempre cerrar dichos servicios antes de abandonar la sesión del navegador. De esta manera, si alguien intenta acceder a nuestro historial de navegación, podrá ver qué servicios hemos visitado, pero no acceder con nuestro usuario y contraseña.

7. Aplicaciones de redes sociales. Las aplicaciones de acceso a nuestras redes sociales merecen una mención especial. Los que utilizamos Facebook, Twitter, Tuenti, FourSquare o redes similares solemos tener las aplicaciones de acceso a dichas redes instaladas en nuestros terminales, por la comodidad que nos ofrece el compartir información a lo largo del día sin necesitar un PC. Dichas aplicaciones suelen memorizar las claves de acceso. Si nos roban o perdemos el terminal, un usuario malintencionado podría tener acceso a nuestros perfiles y estaría en posición de suplantarnos la identidad. Por lo tanto, es recomendable configurar las aplicaciones para que nos soliciten la contraseña cada vez que queramos utilizarlas, aunque nos parezca tedioso hacerlo cada vez que accedemos a ellas.

8. Conexiones a otros dispositivos. El conectar nuestro Smartphone a nuestro PC o a la Tablet también se ha convertido en una rutina: actualizamos el software, descargamos aplicaciones, pasamos contenidos de unos dispositivos a otros (como fotos, por ejemplo), etc. Es casi tan importante como todo lo anterior asegurarnos de que nuestros dispositivos están limpios de amenazas. De esta forma evitaremos que nuestro Smartphone se vea afectado.

9. Actualizar el firmware y el software tanto del sistema operativo como de las aplicaciones. De manera frecuente, los fabricantes de los diferentes sistemas operativos que utilizan los móviles, así como los de las aplicaciones, ponen a nuestra disposición actualizaciones del software o del firmware. Es importante mantener nuestro Smartphone al día en cuanto a dichas actualizaciones se refiere, no solo para garantizar un correcto funcionamiento, sino para estar seguros de que tenemos instaladas las últimas actualizaciones de seguridad.

10. Hacer copias de seguridad. Es un hábito altamente recomendable, ya que nos permitirá tener bien a salvo toda la información que contenga nuestro Smartphone: agenda, fotos, vídeos, documentos, etc. En el caso de que sucediera algo con nuestro teléfono, podremos restaurar los datos en otro de forma rápida y eficiente.

11. Instalar un buen software de seguridad. Aunque nos pueda parecer que no existe peligro real en cuanto a amenazas informáticas para estos dispositivos, porque todavía no se ha popularizado, es importante tener instalado un buen software de protección. En la mayoría de las ocasiones, este tipo de soluciones no solo nos protegerán contra el malware, SMS indeseados u otras trampas, sino que será sumamente útil en el caso de pérdida o robo si contiene funcionalidades de bloqueo remoto de la información, borrado de los datos, etc. Esto es válido para Symbian y para Windows Mobile, y para plataformas Android.

12. Guarde en sitio seguro el identificador de su teléfono. La mayoría de los Smartphones tienen un número IMEI (Identidad Internacional de Equipo Móvil) que identifica, de forma única, al teléfono. Este número es el que permite a las operadoras de cualquier país desactivar el teléfono en caso de robo. Conocerlo nos será sumamente útil para evitar males mayores. Para averiguarlo, sólo tiene que marcar *#06# y el teléfono devolverá el código IMEI.

En el caso de que perdamos nuestro Smartphone o nos lo roben, lo más inmediato es comunicarnos con nuestro operador para proceder a su bloqueo y denunciar el hecho a las autoridades pertinentes. O si tenemos un software de seguridad instalado, proceder al bloqueo del terminal y a su localización, e informar también a las autoridades

 Fuente

__________

NOTA: Los interesados en información sobre contrato de soporte Asistencia Tecnica de SATINFO y/o licencia de uso/actualizaciones de sus utilidades, contacten con info@satinfo.es
__________

Este blog no se hace responsable de las opiniones y comentarios de los textos en los que se cita la Fuente, ofreciendo su contenido solo para facilitar el acceso a la información del mismo.

Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada mediante el canal RSS 2.0. Los comentarios y los pings están cerrados.

Los comentarios están cerrados.